SEGURIDAD, FUNDAMENTAL DESDE ANTES DE LA ENTRADA EN OPERACIÓN DEL TREN INTERURBANO MÉXICO-TOLUCA

  • El director general de Desarrollo Ferroviario Multimodal, Manuel Gómez Parra, ratificó que en 2023 iniciará pruebas operativas.
  • Tendrá capacidad de movilizar hasta 400 mil pasajeros al día, a través de 30 trenes con cinco vagones cada uno.

El director general de Desarrollo Ferroviario Multimodal de la SCT, Manuel Eduardo Gómez Parra, afirmó que la seguridad es uno de los aspectos fundamentales del Tren Interurbano México-Toluca, por lo que a su entrada en operación estará monitoreado permanentemente.

Al participar en “Diálogo con Ingenieros” que organiza el Colegio de Ingenieros Civiles de México (CICM), el funcionario federal dijo que el Tren iniciará pruebas operativas en 2023; la obra civil está planeada para concluir en 2022, año en que iniciarán también pruebas preliminares con miras a su operación.

Gómez Parra afirmó que en los trabajos se están tomando en cuenta todas las previsiones, a fin de contar con una buena infraestructura que garantice la seguridad en la operación del Tren Interurbano México-Toluca.    

“Estamos muy cerca de echar a andar el monitoreo previo”, anticipó Gómez Parra; aunque el Tren aún no esté hoy en operación, “queremos ir checando el comportamiento normal de las estructuras y eventualmente ante un sismo obtener un patrón, para que cuando ya esté en operación podamos detectar alguna diferencia”.

Enfatizó que los elementos principales del tren quedarán monitoreados permanentemente a través del Centro de Control.

Señaló que el costo del mantenimiento debe salir de la propia operación. “Pero considerando que esto depende también del aforo estimado, seguramente en el planteamiento final que se arregle con el tema de la operación, habrá algún tipo de aportación del gobierno en dado caso que el aforo no cubra el costo del mantenimiento”.

En compañía del presidente del CICM, Luis Rojas Nieto, el director general de Desarrollo Ferroviario Multimodal afirmó que el Tren Interurbano México-Toluca se construye tomando en cuenta lo más avanzado en la ingeniería civil, lo arquitectónico y de telecomunicaciones.

El Tren Interurbano México-Toluca, de 58 kilómetros de longitud, cuenta con casi cinco kilómetros de túnel, siete terminales -dos estaciones y cinco intermedias-, que brindará servicio a través de 30 trenes con cinco vagones cada uno para un cupo de 711 pasajeros por recorrido, la mayoría de ellos sentados.

En el inicio de operación, la frecuencia de trenes se estima cada seis minutos a una velocidad comercial de 90 kilómetros por hora y máxima de 160 kilómetros por hora. La demanda estimada será de 234 mil pasajeros al día, aunque tiene capacidad de movilizar hasta 400 mil pasajeros.

El tiempo de recorrido entre la estación Observatorio y Zinacantepec, en el Estado de México, será de 39 minutos. La inversión total del proyecto es de 90 mil millones de pesos; a la fecha se han ejercido 66 mil 578 millones de pesos.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s